Saltar al contenido

¿Como nacen los conejos?

como nacen los conejos recién nacidos

Muchos de vosotros habréis tenido un conejito en casa alguna vez. Pero ¿sabes cómo nacen los conejos?¿Cuantas crías pueden tener?…

En este post de Mundo Conejitos te hablaremos de la reproducción en los conejos.

como nacen los conejos recién nacidos
Nuestro conejito belier Grey, con 2 meses de edad.

¿Cómo nacen los conejos? Explicación para niños

Cuando mamá y papá conejo deciden tener conejitos, la mamá tendrá que llevarlos en su barriga hasta que los conejitos están listos para salir. Cuando nacen, los conejos son muy pequeños y delicados, por eso, no se pueden coger ni se puede jugar con ellos hasta que hayan crecido, o podremos hacerles daño sin querer.

Mamá coneja tiene entre 1 y 5 conejitos, a los que cuida mucho y les da de mamar leche que ella misma genera. Esta leche es muy importante para sus bebés, por eso no se pueden separar de su mamá hasta que no dejen de tomarla.

¿Cómo nacen los conejos? Reproducción

La reproducción de los conejos tiene lugar con mucha facilidad y en cualquier época del año, el período gestacional es sumamente corto y las camadas suelen ser bastante numerosas..

La madurez sexual de los conejos es variable y depende tanto de la raza como del sexo del ejemplar, pero por regla general todos son capaces de reproducirse antes de cumplir un año de vida. Algunas especies pueden comenzar a reproducirse tempranamente a los 4 o 5 meses, aunque la gran mayoría de las razas gigantes no alcanzan la madurez sexual completa hasta los 9 meses de edad. En cualquiera de las especies las hembras demoran menos tiempo para estar preparadas físicamente para reproducirse que los machos. Pasados los 4 o 5 años de vida el conejo se vuelve demasiado viejo por lo que no es recomendable que se continúe apareando. Con el fin de evitar un embarazo no deseado se puede optar por castrar y esterilizar a la mascota.

El período de gestación de los conejos es bastante efímero, siendo considerado uno de los más cortos de todo el reino animal. En términos específicos, el tiempo de gestación de un conejo oscila entre 29 y 35 días, con un término medio de 31 días. Si se supera la fecha tope de embarazo y la coneja no ha dado a luz, lo más posible es que no se haya llevado un buen control de la gestación o no se conozca la fecha exacta del apareamiento. En caso de no ser así se debe recurrir rápidamente al veterinario para que induzca el parto o las crías no sobrevivirán.

¿Cuántas crías puede tener un conejo?

En cada embarazo, una misma coneja puede tener camadas muy dispares, pues estas pueden estar compuestas por entre 1 y 5 gazapos. Sin embargo se han registrado camadas increíblemente numerosas, de hasta 15 gazapos.

También, cabe destacar que en algunas razas, sobre todo en las medianas, es frecuente que la media sea superior, con entre 5 y 8 gazapos por parto. Lo que suele pasar es que, cuanto mayor es la camada, mayor índice de mortalidad se da entre las crías, pereciendo muchas de ellas prácticamente al nacer.

¿Cómo nacen los conejos? –

El Parto

La coneja preparara un nido con los materiales que tenga disponible, usando en muchos casos su propio pelo como manto. Cuando comienza el parto, la coneja se retira al nido, donde permanece durante el alumbramiento y comienza a amamantar a sus crías prácticamente en cuanto salen al mundo exterior.

El parto de una coneja es extraordinariamente rápido, pues se estima que la media que tardan en parir es de apenas media hora

Tras el parto es importante no molestar a la madre ni tocar a los gazapos. Las molestias y los cambios en el olor de los recién nacidos puede ser la causa del rechazo materno e incluso provocar que la madre mate a los gazapos.

Conejos recién nacidos en su nido de heno y pelo de coneja
Nido de conejo con heno y manto de pelo.

¿Cómo podemos ayudar al nacimiento de conejitos?

Lo más importante que debemos saber para prepararnos para el nacimiento de la camada, es que la futura madre necesita tranquilidad para no estresarse. Lo ideal es un ambiente con poca luz, sin ruidos externos y con una temperatura estable. No debemos agobiarla con nuestra presencia, de forma instintiva ella sabrá qué hacer y nuestro papel es simplemente de veladores para asegurarnos de que no existan complicaciones durante el parto.

Cuidados post parto

Una vez que la coneja ha dado a luz sus cría, deberás tener mucho cuidado de que el macho no se le acerque a ella o a los conejitos. Esto es debido a que es posible que la coneja sea fecundada inmediatamente después del parto, pero si esto sucede le será imposible amamantar a los gazapos durante todo el período de lactancia. Lo ideal será esperar al menos 40 días para realizar la próxima monta.

La recién estrenada mamá comenzará a cuidar de su camada y a alimentarla con su leche unos pocos minutos después del nacimiento. Lo usual es que los visite dos veces al día para dejarlos mamar, generalmente temprano en la mañana y tarde en la noche. La leche materna va a ser el alimento exclusivo hasta el desteste, luego podrás comenzar a alimentarlos con pienso especial y heno.

¿Cuándo separar las crías de conejos?

Si por el motivo que fuera, necesitáramos separar a las crías de su madre, esta separación ha de hacerse.

cuando los gazapos han sido destetados. Así, ya no necesitan el aporte de la leche materna, algo fundamental para el correcto desarrollo de su organismo.

En general, se puede tener como referencia la edad de 28 días desde el nacimiento.

Curiosidades sobre el nacimiento de los conejos

Los gazapos nacen sordos, ciegos y totalmente dependientes de la madre. Al quinto día les comienza a nacer el pelo y al noveno abren los ojos y levantan las orejas.

Una vez pasadas las cuatro primeras semanas, es adecuado acariciar a los pequeños y manejarlos de forma habitual. Este procedimiento permite que se acostumbren fácilmente a la presencia humana. A partir de las siete u ocho semanas se les puede cambiar de dueño sin problema.

Un hecho que impacta de los conejos es que sean capaces de devorar a sus crías después del nacimiento. En condiciones normales esto no debe ocurrir, pero si la madre se siente en peligro o se pone nerviosa por alguna razón puede actuar de esta manera. ¡De ahí la importancia de darle su espacio durante el parto!

A %d blogueros les gusta esto: